martes, 11 de agosto de 2009

Las cosas cambian

…y El no fue la excepción, aunque la vida fue buena y casi siempre lo besó en los labios, ya no sonreía como antes, su mirada había perdido ese brillo tan particular, sus ojos verdes con el borde gris parecían de hielo, su rostro casi sin expresión dejaba ver que algo estaba por cambiar.
Nos conocíamos muy bien, todas las mañanas frente al espejo, al mirarnos a los ojos nos decíamos lo mismo…”Que miras boludo?” (y reíamos a carcajadas), así comenzábamos el día, sabia que cuando estaba mucho tiempo callado algo no andaba bien, era como todo felino herido, desaparecía hasta curarse, su aparente calma externa hacia que esperáramos lo peor.
Mientras nos mirábamos cuidadosamente, casi como escaneándonos, me susurro algo….”A partir de este Jueves nada será igual”, dí dos pasos para atrás, volví a mirarlo, me miro como diciendo sabes de que te hablo, es verdad, lo sabia muy bien.
A partir de este jueves nada será igual, sabemos que es para mejor, sabemos que no hay marcha atrás, que es cosa juzgada, pero también sabemos que puede salir mal, un amigo nos aconsejó como hacerlo, no compartimos su método pero guardamos todos sus consejos por si hacen falta.
Quizás sea lo mejor, pero ineludiblemente este jueves se abrirán las puertas del infierno.

(Perdón negro…no pude alejarme demasiado)

4 comentarios:

angel21mbp dijo...

Mi querido G, gracias por tus palabras en mi blog, gracias por tenderme una mano, no sabes lo mucho que te quiero ya!!

Un besote!!

angel21mbp dijo...

Mi querido G, no se si te comenté antes pero te regalé otro premio!!

Besos dulces!! Un abrazo!!

sO! dijo...

Las cosas siempre cambian para bien o para mal, lo importante es no estancarse, la monotonia aburre.

Besitos turco!, Amo ese tigre bello que tenes en el blog

Loli dijo...

Me asusté en cuanto se abrió el blog, esos ojos me intimidaron.

Me asusté más cuando leí el post.

No siempre el espejo nos devuelve la mejor imagen Tur.

(Me abrazás? Tengo frío...)